Análisis de un espectáculo desde la perspectiva de género

Claves prácticas

Este taller pretende aportar herramientas útiles para analizar espectáculos desde la perspectiva de género, comprobar en qué medida se promueve la igualdad entre mujeres y hombres en los escenarios, así como aplicar una mirada crítica a las artes escénicas.

Taller impartido por Territorio violeta, asesorado en toda su construcción y totalidad por Isabel Veiga Barrio.

FECHA:

17 de septiembre de 17h a 19h

PARTICIPANTES:

De 15 a 20 personas (por orden de inscripción)

PERFIL:

Profesionales del sector de las artes escénicas.

PRECIO

Gratuito para personas que hayan asistido o vayan a asistr a la obra El buen hijo

TEORÍA DE GÉNERO

Este taller consta de tres partes que permiten incorporar la perspectiva de género en las artes escénicas a través de herramientas, ejemplos y buenas prácticas.

PARTE TEÓRICA

Permite aclarar conceptos básicos para partir de un «lenguaje común» entre todo el alumnado y, por otro lado, prestar atención a las diferentes herramientas y aspectos que no se pueden omitir, siempre y cuando se lleve a cabo un proceso de este tipo.

PARTE PRÁCTICA

Se analizará una función de teatro desde la perspectiva de género, es decir, para comprobar la aplicación práctica de los conceptos y herramientas trabajadas, «con una mirada de género». Los ejes del análisis serán los contenidos, imágenes, roles y lenguaje de las escenas seleccionadas.

IMPROVISACIÓN

Se trabajará una improvisación básica cons los participantes para comprobar «en carne propia» lo fácil que es reproducir el sistema social patriarcal, si no contamos con una mirada crítica sobre el tema.

Taller gratuito para el público que haya asistido o comprado una entrada de la obra El buen hijo.

Evento finalizado

El buen hijo

SINOPSIS

Cecilia Geijo dirige esta propuesta dramática de Pilar G. Almansa que en clave de realismo crítico especula sobre el poder del entorno en un paisaje social marcado por la ley patriarcal. El buen hijo es la historia de una lucha contra un sistema de creencias. ¿Se puede aprender a respetar lo que se ha enseñado a no respetar? Un hombre se reúne diariamente con la psicóloga de la prisión. no entiende qué hace él asistiendo a terapia. Él no puede ver a un sujeto moral en la mujer a la que violó e hirió. Persiste en negar el daño. La psicóloga a cargo de estas sesiones intenta hacerle ver que sólo él es el responsable de sus actos.